Diageo estiliza la botella de Baileys aportándole un aire más joven

Baileys_botella2Diageo, compañía mundial de bebidas espirituosas premium, ha modificado la imagen de la crema irlandesa nº 1 en el mundo y en España, Baileys, con el objetivo de evocar el sentido de la marca y su renovado espíritu femenino.

Es la renovación más importante de la marca desde 1974. Más atractiva y elegante, la botella se ha estrechado, levantando los hombros y adquiriendo un estilo más joven.

El nuevo diseño da un mayor protagonismo visual a su icono, enfatizándolo con un grabado en color dorado, y ofrece una nueva interpretación de la etiqueta, con una tipografía más curvada y distinguida.

Baileys, novena marca de bebidas espirituosas según el último ranking internacional Impact consigue con este nuevo diseño la búsqueda de una actitud más actual, que pretende celebrar el espíritu de la moderna feminidad.

Una historia de innovación

Con más 40 años de historia, Baileys es una combinación única de fresca crema de leche, whiskey irlandés y materias primas de alta calidad (vainilla, cacao y azúcar). Su nacimiento se remonta al año 1970, cuando un grupo de expertos detectaron la oportunidad de crear una nueva bebida que respondiera a las necesidades de un consumidor cada vez más exigente y dinámico. Tras cuatro años de trabajo, en 1974, el equipo encargado del proyecto logró la mezcla perfecta; un sabor inconfundible, diferente a todo lo que existía hasta el momento.

El 80% de los ingredientes utilizados en la elaboración de Baileys provienen de la isla de Irlanda, lugar donde se produce y embotella de manera exclusiva. Conocida como la isla esmeralda, su clima templado y su geología convierten a este lugar en uno de los más idóneos para la crianza y el pasto de las vacas. El resultado es una leche excelente, de primera categoría, reconocida en todo el mundo.

La clave de Baileys reside en su mezcla, que constituye uno de los secretos mejor guardados; un ritual que da vida al producto y que en el caso de Baileys permite su conservación hasta dos años después de la fecha de envasado, sin conservantes ni aditivos.

Para la obtención de la crema, Baileys utiliza cada año leche procedente de granjas irlandesas especialmente escogidas –unas 1.500 granjas con una población de 40.000 vacas que se alimentan con la hierba más fina, verde y sabrosa que existe-. La leche llega a Baileys antes de que pasen 36 horas, algo que garantiza su frescura y extrema calidad. Tras su traslado en tanques refrigerados, comienza el verdadero proceso de elaboración, fruto de la combinación de crema, whiskey irlandés, azúcar y un sabor a chocolate, confeccionado a partir de una exclusiva receta de extractos naturales de semillas de cacao del oeste de África y vainilla.

Las innovadoras técnicas que se emplean en el proceso, patentado a escala mundial, permiten, además, que Baileys sea el único licor de crema irlandesa completamente natural (únicamente se utiliza el whiskey como conservante natural).

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s